Cargando

Reciclaje textil: una iniciativa hacia la sostenibilidad

Reciclaje textil: una iniciativa hacia la sostenibilidad

Tiempo de lectura: 3 mins
315 vista(s)

La industria de la moda genera grandes cantidades de residuos textiles que terminan en vertederos y emitiendo gases de efecto invernadero durante todo el ciclo de vida de las prendas. “La industria de la moda es el segundo consumidor de agua a nivel mundial, genera alrededor de 20% de las aguas residuales y libera medio millón de toneladas de microfibras sintéticas al océano cada año. El consumidor promedio compra 60% más prendas de ropa que hace 15 años y cada artículo se conserva la mitad del tiempo.” (UNEP, 2019)

En este contexto, la Asociación de Productores y Empacadores de Aguacate de México (APEAM) propuso un proyecto para reciclar y reutilizar la ropa usada de sus asociados y personal, con el objetivo de extender su vida útil y reducir su impacto ambiental. Esto va de la mano con el cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible y la Agenda 2030.

La APEAM, alineada con el ODS 17: “Alianzas para lograr los objetivos”, unió esfuerzos con Re.colecto MX, una startup mexicana que se dedica al reciclaje de textiles, y también con la consultora ambiental Gruntium para reportar el impacto ambiental del proyecto en su conjunto. 

El proyecto está dividido en etapas. La primera es la etapa de Recolección, en la que se espera que los asociados y el personal de APEAM acopien material textil en un contenedor destinado a este fin que se encuentra en Casa APEAM. La ropa debe cumplir con ciertos requisitos:

 

Prendas que se pueden recibir Prendas que se rechazan
  • Ropa de cualquier calidad y marca (chamaras, suéteres, playeras, pantalones, etc.)
  • Textiles de casa (toallas, manteles, etc.).
  • Prendas rotas 
  • Prendas con manchas permanentes 
  • Pedacería de Tela
  • Ropa interior
  • Prendas húmedas y sucias
  • Cobijas
  • Almohadas
  • Bolsas de dormir
  • Calzado
  • Cinturones
  • Ropa y blancos usados provenientes de hospitales, sanatorios o similares
  • Bolsas

Una vez que el contenedor llega al máximo de su capacidad, se pasa a la etapa de Transporte, y la empresa recolectora realiza el traslado del material al centro de selección. Una vez ahí, comienza la tercera etapa, la de Selección, que corresponde al proceso de separación y verificación de la ropa; la ropa en buenas condiciones se envía a una tienda de ropa de segunda mano y la dañada se incorpora a un proceso de reciclaje. 

Ese proceso de reciclaje corresponde a la cuarta etapa, en la que todos los textiles que no pudieron reutilizarse, son enviados a un proceso para extraer la fibra textil que posteriormente es utilizada en la elaboración de colchones, empaques térmicos, tapicería de autos y más. De este modo, las prendas cumplen más ciclos útiles y el impacto ambiental se reduce. 

La iniciativa de la APEAM y Re.colecto Mx es valiosa para fomentar el reciclaje y reuso de la ropa, y para reducir el impacto ambiental de la industria de la moda rápida. Además, demuestra que la colaboración entre empresas y organizaciones puede generar soluciones sostenibles y beneficiosas para el planeta. Todos podemos formar parte del esfuerzo para cuidar el medio ambiente, y el reciclaje textil es una de las formas más sencillas y efectivas de hacerlo.

 

Fuentes: 

UN Environment Programme. (2019, 14 marzo). La Alianza de la ONU para la Moda Sostenible abordará el impacto de la «moda rápida». https://www.unep.org/. Recuperado 20 de abril de 2023, de https://www.unep.org/es/noticias-y-reportajes/comunicado-de-prensa/la-alianza-de-la-onu-para-la-moda-sostenible-abordara-el

Comparte